Clásicos Menores del Doom, Ep I: BIRRO EL MÓRBIDO

ImageLlevaba meses planeando retomar el blog, teniendo varias ideas rondando por mi mente. Principalmente dos: esta serie de artículos de clásicos menores del doom metal y un especial de doom metal alemán. Al final, como podéis comprobar, me he decantado por lo primero.

Cuando se habla de doom metal, es fácil referirse a los 5 o 10 grupos clásicos de los 80 que todos conocemos (Witchfinder General, Pentagram, Trouble, etc.) y también referirse a exitosas bandas del siglo XXI como Reverend Bizarre, Pallbearer o The Wounded Kings.

Los 90 son, como en tantos otros géneros, un caso aparte. Para los no iniciados, es fácil caer en los perniciosos terrenos del doom/death y nombrar a la triada de afeminados británicos, cosa que no haremos aquí. Por otra parte, bien es cierto que tenemos a bandas como Sleep o Electric Wizard tocando doom metal en la década de los 90, pero hay que reconocer que musicalmente (y sobretodo estéticamente), no estaban tan cerca de la pureza metálica 80tera como los grupos del siglo XXI antes mencionados. Había, no obstante, unos cuantos grupos que seguían reivindicando implícita o explícitamente la pureza del género, pero eran los que menos.

¿Por qué suelto todo este chorro? Porque cuando descubrí este vídeo flipé como un auténtico energúmeno:

Desconozco la fecha exacta de este vídeo, tal vez 1993 o 1995 a tenor de los comentarios. Por aquella época bandas como Count Raven o Blood Farmers (en general toda la escudería de Hellhound Records) mantenían el espíritu del doom metal vivo a un nivel underground. Pero, claro está, hablamos de bandas norteamericanas (concretamente la mayoría de Baltimore, Maryland) o europeas (Suecia, Reino Unido, Alemania…). El caso de Mazo es uno de esos fenómenos totalmente llamativos del subsuelo metálico: un grupo en plenos 90 sonando a Black Sabbath a dolor ni más ni menos que desde Perú.

Pero, para más inri, no hay más que ver el video para darse cuenta de que estamos ante un clásico con todas las letras del doom metal. Sólo el riff inicial ya merece un lugar en la historia, amén de la reacción del público, totalmente entregado y fuera de sí bailando y disfrutando. La letra, habla de un ser extraño que no se mueve de su oscuro cubil, estando todo el día tirado hecho un asqueroso. No sé si será una metáfora para algún conocido suyo, pero desde luego tiene pinta…  por otra parte el título “Birro el mórbido” me parece de los mejores de la historia de la música, sea quien sea Birro.

Mazo+9711_photo

¿Y qué decir de esa parte mosh a eso de los 3.00? Sin duda una expresión de rabia y desahogo que vendría de puta madre al rockero/metalero medio peruano. Estoy seguro de que los conciertos de Mazo en esa época debían ser memorables y recibidos como agua de Mayo. Por no hablar de esos gritos de “MIERDA, MIERDA, Más MIERDA” o la posesión infernal metálica del cantante/bajista… impagable todo.

No conozco demasiado la historia de MAZO, ni su música más allá de esta canción, ya que jamás logré encontrar un CD suyo, aunque sé que tienen más de uno editado. No obstante, desde aquí mi tributo a esta banda que, sin saberlo, estaban tocando puro doom metal allá a mediados de los 90 en los años de la confusión. Sin duda otra rara avis mundial desde Perú, país no demasiado metálico tradicionalmente pero que ya dio bandas adelantadas a su tiempo en otros estilos, como pueden ser HADEZ y MORTEM, bandas de culto pero que escapan del alcance de este artículo.

Posteriormente su batería Ñaka formó (o entró a formar parte, no lo sé) de la magnífica banda peruana Reino Ermitaño, ya siendo doom metal puro y duro con un enfoque bastante místico y poético. Para mí Reino Ermitaño es sin duda una de las bandas de mis TOP 5 de doom metal en activo. En su primer disco (que por cierto va a ser reeditado!), incluyeron una versión de la magnífica Birro el Mórbido (a partir del minuto 5 del vídeo)

Para el que no conozca Reino Ermitaño puedo decir que se haga con cualquiera de sus discos (no son difíciles de encontrar pues han sido editados por el excelente sello sueco I Hate) y disfrute como un enano. Para más info de Reino Ermitaño o Mazo, sencillamente buscar por Internet o leer las excelentes entrevistas publicadas en los fanzines REACCIONES NEGATIVAS y BLACK HAND (esta la hice yo, claro). Este artículo sólo pretende reivindicar BIRRO EL MÓRBIDO, sin duda alguna un clásico del doom en toda regla que merece ser reivindicado.

Anuncios
Publicado en clásico menor, doom metal, Música, Uncategorized | Etiquetado , , , , | Deja un comentario

Active Minds: Hardcore político sin bromas

active minds logoActive Minds son dos hermanos de la norteña ciudad inglesa Scarborough, y llevan expresando sus opiniones a ritmo hardcore desde finales de los 80. Una de las peculiaridades de este grupo es que su música es casi vehicular para opinar de casi todo. Bien es cierto que esto es, hasta cierto punto, intrínseco al movimiento punk/hardcore. Pero no obstante Active Minds lo llevan un paso más allá, criticando por ejemplo, a las bandas plagiadoras de Discharge (dando nombres), a las bandas con mensaje satánico, a los borrachos o impresentables en las squats etc. Naturalmente esto les ha convertido en el blanco de burlas y críticas entre la comunidad punk (e imagino que los pocos metalheads a los que le interesen), además de habérseles acusado en repetidas ocasiones de falta de humor . Sin ir más lejos, tengo entendido que en un fanzine en español les dedicaron un artículo en plan “Active Minds son unos hijos de puta”, cuando aquello del “Dis is getting pathetic” (ver portada abajo, y para el que no lo pille que busque en google “discharge fight back”) y alguna vez también escuché que no sé qué banda les dedicó un tema en plan “Is active minds who are getting pathetic”. En cualquier caso, y aunque no estoy de acuerdo con una parte bastante amplia de sus letras, es loable que manifiesten su opinión de manera tan clara y sin temor a represalias, criticando muchas veces tópicos del punk.7033

En esta entrada voy a hablar principalmente de su flexi “The Lunatics have taken the asylum”, coeditado en 1994 por sellos de 9 países distintos, entre ellos “Fobia duros sentimientos” de España y “Loony Tunes Records”, de UK y llevado por los dos hermanos de Scarborough. Podéis escuchar este flexi aquí:
A su vez, el autor de dicho vídeo se ha tomado la molestia de escanear el libreto donde podéis encontrar las letras en distintos idiomas así como sus explicaciones (otra de las particularidades de Active Minds es que en su afán de dejarlo todo claro, suelen incluir explicaciones de las letras más largas que las letras en sí). En este caso al estar coeditado por un sello español, las letras también vienen en castellano. (LINK)

Cinco temazos son los que nos presentan aquí, que procedo a diseccionar a continuación. Wheres the difference es una canción típica de hardcore, batería constante y machacona, riffs cerdos como ellos solos y unos alaridos criticando la hipocresía del maniqueísmo en la guerra. No hay fallo con este tema, perfecto para abrir este maravilloso flexi, 30 segundos y listos. Take it back es sin duda la mejor canción del flexi, con ese hardcore cerdo pero melódico que tanto me gusta en este duo. Y es que otra de sus particularidades, esta vez musical, es que dentro del punk le pegan a todo, es sorprendente la variedad que consiguen siendo sólo dos tíos: tienen temas con teclados, temas grindcore, otros más rollo folki y otros de HC melódico, siempre muy primitivo eso sí. Lo que decía, esta canción habla de las virtudes del movimiento squat, musicalmente tiene un riff bien simple y una línea vocal bastante conseguida, no sé cuantas veces se la habré pasado al personal, sin duda es de mis favoritas del grupo (pero prefiero esta otra versión). Force Fed Superstition es una canción bastante agresiva, rozando el crust o como le llame la peña y que critica el respeto al que se le tiene a la iglesia. Desde aquí no apoyamos este tipo de actitudes, si no hubiese iglesia no tendríamos TROUBLE o UNDER THE SUN y eso es lo más grande, así que paso a la siguiente. Not your property demuestra que para tener un grupo de música no hay que saber tocar, puesto que aunque la canción es cojonuda tiene momentos que hasta a mí, ignorante total de la práctica musical, me indignan. El tema en esta ocasión es el sexismo encubierto (como lo de “no si yo no soy racista, peeeero”). Concretamente critican que se les llame “nenas” (“birds” en el original) a las mujeres, una clara muestra de la ausencia total de humor que decíamos antes. Para finalizar tenemos Asylum un tema que en mi opinión clava el título, pues queda oscuro y esquizoide, usando un riff algo más repetitivo y menos guarro que los empleados en el resto del disco. La temática es otro clásico: el día a día en la ciudad como un gran manicomio en el que no encajamos.

Y ahí queda la cosa, 5 temas en 5 minutos. Lo bueno de Loony Tunes Records es que reeditan sus discos constantemente y tienen una política de precios que deja a Crass como unos capitalistas: este flexi lo podrás encontrar en mogollón de sitios por 1 puto euro, que lo vale de sobra! Si os pica la curiosidad yo os recomiendo el 12” compartido con Petrograd (estos son unos poppys de Luxemburgo que no sé si me molan o me dan vergüenza ajena) y los 7” “Dis is getting pathetic” y “I’m not a tourist, I live here”. Eso sí, a pesar de ser fácil de conseguir, este material suele estar sólo disponible en vinilo (Active Minds han criticado activamente el CD a lo largo de los años), salvo el último larga duración que creo recordar que sí se editó en CD.


En este EP se puede comprobar otra faceta musical, con este tema melancólico que me parte en dos, o la también curiosa “The road to fame and fortune” otro temazo como la copa de un pino en un registro totalmente diferente. Y como decía, siempre contracorriente, ni más ni menos que una portada a color de un paisaje del norte de Inglaterra (de un acantilado de Scarborough, de hecho). Para más inri, Active Minds nunca incluyen fotos de ellos en los discos, yo he visto vídeos en youtube de los tíos y parecen más programadores de Smalltalk que músicos punk, es para flipar. De hecho uno de ellos era concejal en su ciudad con un partido de izquierdas (no es una traición, esta gente nunca ha tirado del rollo anarquista explícitamente, aunque a veces se les mete en el saco evidentemente).

En fin, me despido hasta la próxima y espero que mi público (¿existe?) más recalcitrantemente metalhead sepa perdonar o ignorar la inclusión de una banda tan politizada como esta.

Publicado en Música, punk | Etiquetado , , , | 4 comentarios

La oscuridad subyacente al riff: Celtic Frost

Cuando tenia unos 15 o 16 años descubrí el To Mega Therion de Celtic Frost por alguna extraña casualidad (en la que se vio envuelta la Metal Hammer, si mal no recuerdo). Ese disco cambió totalmente mi vida, de arriba a abajo. Aun siendo consciente de que las historietas de mi generación carecen del romanticismo analógico, debo reconocer que me siento en parte un abuelo cebolleta al recordar largas noches ya acostado escuchándolo con los cascos una y otra vez, alucinando con esos cambios de ritmo tan sencillos pero efectivos. ¿Por qué apenas había bandas que explotaban esa fórmula?, me preguntaba.

Evidentemente por aquella época yo estaba cegado por el heavy y el thrash y desconocía totalmente que en efecto SÍ había bandas explotando esa fórmula. Pronto llegarían a mi vida Obituary, Napalm Death y claro está, también Hellhammer. Unos cuantos años después me di cuenta que esa fórmula no sólo no era única, sino que de hecho era una de las más vilmente plagiadas, junto a otras como las que usaron en su día Entombed, Carcass o Autopsy.

No obstante, esto no fue óbice para mí; amaba (y amo) el sonido clásico de Celtic Frost y Hellhammer. Necesitaba más, así que bienvenidas fueron esas malditas copias. Pronto llegaron las más obvias: Apokalyptic Raids, Warhammer o incluso Slaughter. No tardaron en seguirle Usurper, Old o los brasileños Hellkommander. Y vamos, a día de hoy sigo buscando y descubriendo este tipo de grupos como un poseso, ya sean viejos fanáticos como Inner Sanctum de Uruguay o jóvenes promesas (del copieteo infame, pero por mí OK) como DungeönHammer de Francia. Se merecen una mención los magníficos Scepter de ¿Chicago? que sacaron un discazo que tantos buenos momentos me ha dado como ‘Fucking metal Motherfuckers’, donde el título ya es toda una declaración de intenciones. Insto a cualquier lector benévolo a que me haga conocer nuevas o viejas bandas que veneren a Tom G. Warrior por encima de todo.

Mi amigo Ricard G.G. me comentaba hace poco que todo este tipo de grupos (en especial Cianide), le gustaba para escuchar de vez en cuando pero no conseguían transmitirle la misma sensación de oscuridad que el Morbid Tales, grande entre grandes. Al principio me pareció una chorrada, pero rápido me di cuenta de que llevaba razón. A pesar de mi búsqueda, no conozco a una sola banda que haya capturado la esencia cruda y oscura de Morbid Tales y Emperor’s Return. Lo único que puedo llegar a aceptar que transmita una sensación similar es el ‘A blaze in the northern sky’ de Darkthrone, pero no obstante sigo buscando y disfrutando incansablemente a todos estos impersonators.

No puedo evitar preguntarme unas cuantas cosas: ¿La motivación real de esta búsqueda es disfrutar del camino o alcanzar el objetivo? ¿No puede que sea, de hecho, un objetivo inalcanzable? En ese caso, ¿cuál es el secreto de esta oscuridad subyacente al riff Celtic Frostiano? ¿Simplemente mala producción (recordemos que Darkthrone lo lograron) o algo extramusical? ¿Duda alguien que Celtic Frost es el mejor grupo de metal extremo de la historia? ¿Es concebible un cambio de ritmo sin ir acompañado de un “Uh!”? En fin, ahí os dejo con estas inquietantes cuestiones, que no son cosa baladí. Tengo varias ideas para continuar el blog, algunas de ellas son “La maldad subyacente al riff: Dissection y Emperor”, “Por que el metal es la mejor música popular” (nótese la falta de interrogaciones), “¿Por qué los australianos son tan cabrones?” o “Los Vloggers son unos ridículos”, ya veremos en qué queda la cosa.

PD: Como ejercicio arqueológico, os dejo con el santo riff primero padre de todo y máximo incitador al “uh!”. Alabado sea el señor.

Publicado en Black Metal, Música, Uncategorized | Etiquetado , , | 3 comentarios

Bienvenida y Jáma Pekel

Bienvenidos a mi blog que por ahora se llama “Santo Padre”. El nombre es un tributo a Maniac Butcher, al Papa y a mi padre, y la url es un tributo a Master’s Hammer. Me parece una idiotez una entrada sólo de presentación, así que voy a empezar hablando de Master’s Hammer. Más adelante imagino que seguiré hablando principalmente de música. Espero que os guste lo que leáis por aquí.

Logo de Master's Hammer
Jáma Pekel – que no significa “llama a pepe” si no “el abismo del infierno” (¿?) – es un clásico en toda regla no sólo del bm eslavo, si no del metal en general. No en vano, casi 25 años después de su creación sigue siendo venerada por maniacos de todo el mundo, y ha sido versionada por bandas del calibre de Behemoth o los también checos Maniac Butcher.

Cuando en el 2009 Master’s Hammer publicaron su disco de retorno, “Mantras”. incluyeron un remake de esta canción. Mientras que la original era una brutal pieza de Black Metal esquizoide más o menos lineal y directa, en esta revisión se han tirado a la piscina y le han dado un giro bastante marcado.

Las diferencias son varias: por una parte la canción, que en su forma original era un trallazo de puro black metal veloz, ahora es un medio tiempo, que a su vez está cantada con una voz mucho más grave que la original (imagino que con la edad le habrá cambiado la voz al amigo Frantas). Este cambio de ritmo y tono hacen la canción más oscura que la original, cosa que se acrecenta por ese inquietante sonido de sapos que suena a lo largo del tema. El teclado también le da un toque original, y para finalizar, un inesperado trozo de electrónica que demuestra una vez más que los checos están por encima de todo. La instrumentación es, por supuesto, más elaborada en esta nueva versión.

No conozco la carrera de MH más allá del primer disco, ni siquiera he escuchado más que esta versión del “Jáma Pekel” del citado “Mantras”, pero no me cabe duda de que es una banda especial por muchos motivos que no vienen a cuento. No es la primera vez que escuchando una banda de la República Checa tenga dudas de si realmente están totalmente en serio o por el contrario vacilan en cierto modo al personal.

Le he dado a Vista Previa y veo que ya llevo un buen tocho para hablar de un puto tema. Así que nada, ahí lo dejo, con unas fotillos de Master’s Hammer y las 3 versiones de esta canción (las dos citadas y la demo del 88, esta solo para los mas osados, ja ja!).

Por otra parte, cualquier recomendación de bandas checas será agradecida, especialmente si están influidas por el folklore local.



Publicado en Black Metal, Música | Etiquetado , , | 4 comentarios